Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.radiodos.com.ar/a/11498

Tiene 12 años, amansa caballos desde los 6 y su mensaje de amor con los animales es conmovedor

Esta cordobesita de General Cabrera pretende enseñar a los hombres del campo que para contactarse con el animal no hace falta castigarlo. 

Ni Steve Irwin (el cazador de cocodrilos) ni César Millán (el encantador de perros) se imaginaron que tan lejos, en un pueblo de Córdoba, una niña de tan sólo 6 años puso en práctica sin conocerlos ni saber nada de ellos, sus enseñanzas respecto del amor que hay que tener por los animales e ideó su propia técnica para demostrarlo.

20190208154136_36361118_0_body.jpg

Victoria Rovetto, la amansadora de caballos de General Cabrera que tiene 12 años. No eligió ni los ejemplares salvajes ni las mascotas más presentes en una familia para llevar a cabo esta tarea. Lo hizo con quienes convivía a diario en su casa de General Cabrera desde que nació: los caballos.

20190208154137_36361117_0_body.jpg

 
Hoy, esa niña que arrancó a los 6 tiene 12 años y se llama Victoria Rovetto, y más allá que algunos la llaman “la encantadora de caballos” lo que ella lleva a cabo son prácticas de mansedumbre con esos animales. En el campo de su padre, Ramón Rovetto un reconocido productor rural, dedica horas a relacionarse con los animales.

20190208154157_36361730_0_body.jpg

Con la fuerte convicción de que para la obediencia del animal no hay que pegarle se presenta en distintos encuentros y exhibiciones de caballos para demostrar a la familia del campo que eso es posible. El próximo 3 de marzo participará con su demostración en las jineteadas de Las Perdices.

En cada lugar donde ella se ha presentado (lo hace desde hace tres años) el público responde de una manera conmovedora. Ahora, no sólo pretende demostrar que esta técnica se puede llevar a cabo con caballos, sino también con vacas y de hecho, practica con una de ellas. Katya es la mamá  de Victoria y nos contó que todo empezó cuando ella, animada por su papá, comenzó a tener contacto con los caballos recostándose sobre ellos, colgándose de su cuello.

20190208154138_36361116_0_body.jpg

Hoy, cuenta con la ayuda de Nicolás Arias, quien realiza “doma india”. Vicky se pasea  entre medio de las patas de la yegua y debajo de la panza, además de utilizar el cuerpo de ellos para hacer distintas acrobacias. Está cursando el último año de la primaria y se prepara para ingresar a la secundaria. Mientras tanto, deleita a todos con su destreza y su mensaje conmovedor de amor hacia los animales.

Via Rio Cuarto