Corrientes 33 °C
Min. 22 °CMax. 35 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/119549
TERNURA

La gata de Palermo que se hizo viral por vincular a vecinos a través de un WhatsApp "analógico"

La historia es la de una mascota a la que escucharon llorar y dio pie para que los vecinos del edificio se revincularan de un modo casi olvidado en estos tiempos de mediación impersonal a través de las redes sociales.


Se llama Marta y es una gata que vive con sus dueños en un departamento de un viejo edificio del barrio porteño de Palermo, donde los vecinos la escuchaban maullar cuando la familia salió de vacaciones y la dejó al cuidado de una persona que la visitaba todos los días.
Una historia con nada de particular, si no fuera porque al darla a conocer, un usuario de Twitter contó toda la "saga de Marta" que se inicia con aquellas vacaciones familiares y un mensaje en papel pegado en la puerta del departamento. 
 
"Les voy a contar algo que pasó esta semana en el ascensor de donde vivo, un edificio de 100 años en Palermo. Una serie de acontecimientos con mensajes, intriga y michis. La llamaré La saga de Marta", escribió el tuitero en un hilo que terminó haciéndose viral.

"Hay un gatito que llora por las tarde y noches", inicia la nota pegada en la puerta del ascensor "con toda la buena onda". Los dueños de la gata respondieron de igual modo y en el mismo sitio: "Seguramente era nuestra gata Marta mientras estuvimos de vacaciones".

Alguien, un tercer vecino, continuó con la mensajería analógica con otro cartelito: "Queremos ver una foto de Marta", pidió. Dos días después apareció la respuesta: la imagen de Marta de Palermo con su edad y gustos.

Pero "un antigato" se encargó de quitar la fotografía y el mensaje, generando indignación entre varios vecinos que volvieron a dejar cartelitos pidiendo la restitución de la imagen y de esa mensajería entre vecinos, escrita en papel y a mano, que representa mucho más que la vida y obra de una gata.

Y a la mañana siguiente llegó la peor noticia: "Ya no había carteles, alguien había arrasado con este canal de comunicación atípico tan diferente a las reuniones de consorcio. Alguien con oscuridad", indicó el usuario de Twitter que dio a conocer esta tierna historia de una gata, su familia y sus vecinos.

Mirá y leé:

Fuente: minutouno.com.ar