Corrientes 22 °C
Min. 14 °CMax. 28 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/119954
TESTIMONIO EXCLUSIVO

Drogados y desamparados: El infierno de dos menores que abandonaron un hogar de contención en Corrientes

El drama en dos facetas. Dos menores inmersos en un proceso judicial complejo, sin respuestas concretas para su futuro. Y una 'casa del terror' donde fueron hallados una vez que los detectaron tras huir del Hogar Domingo Savio. Muchas dudas, y en el medio dos chicos inocentes. Gladys Villafañe, madrastra de los pequeños, habló en exclusiva con Radio Dos

"Vivimos un infierno, y lo único que queremos es vivir con nuestros hijos en paz", dice Gladys Villafañe, y sus palabras manifiesta fielmente lo que siente: es la madre de los dos hermanitos de 10 y 11 años que por varias horas estuvieron desaparecidos tras abandonar el Hogar Domingo Savio. No los parió, pero a ésta altura ese dato solo es ínfimo si se compara el amor que demuestra, y que se contrapone con el drama que le toca vivir.

Gladys desde hace un tiempo es la pareja del padre de los chicos que se fugaron del Hogar Domingo Savio. Con él vive el infierno y le pone el pecho. El hombre es adicto al alcohol, y eso le llevó a perder la tenencia de los pequeños a los que abandonó su mamá biológica.

"Estamos pidiendo la restitución de los chicos y pedimos que se investigue qué pasó, porque los chicos debían estar cuidados y no fue así", contó la mujer. Un dato que duele: una vez encontrados, se supo que los pequeños estaban en una precaria vivienda en el barrio Punta Taitalo, con evidentes efectos de haber consumido alguna sustancia tóxica  

Detalles del drama 

Gladys Villafañe habló con Radio Dos comentó: "el día martes a las 8 de la mañana recibo por whatsapp una comunicación donde nos informan que el niño de 10 años se fugó el sábado a la tarde del hogar".  

A su vez, la mujer agregó: "yo soy la mamá del corazón, ellos me llaman mamá por elección de ellos, yo soy la pareja del padre. Desde septiembre ellos están judicializados porque el padre tiene una adicción al alcohol y le pidieron que haga un tratamiento adecuado para lograr la revinculación, y en eso estamos desde octubre del año pasado".

El Hogar Domingo Savio se encuentra por calle Buenos Aires al 1338

La internación en el Domingo Savio 

"En mayo recién pudimos tener contacto con los chicos, nos dijeron que otros chicos les  pegaban, les molestaban, no les dejaban dormir. Ellos nos cuentan que viven situaciones de violencia, que intentaron manosearles en el baño", contó.

Los chicos escaparon del Savio el sábado, y recién le comunicaron el martes pasado. Porqué?: "nos dijeron que el fin de semana no puede haber comunicación con los niños, que solo los encargados atienden a la familia de lunes a viernes que por eso no nos comunicaron antes de la situación".

La casa del terror 

"Cuando nos enteramos de la noticia los salimos a buscar, no sabíamos qué hacer, fuimos a la Comisaría Primera donde no nos quisieron tomar la denuncia sin una abogada que lleva la causa, nos dijeron que vayamos a la Comisaría del Menor y la Mujer, pero tampoco nos quisieron tomar la denuncia porque les contamos situaciones de que intentaron tocarle y nos dijeron que vayamos a Delitos Sexuales", precisó.

Y señaló: "el martes le llama la Policía al padre para hacer un recorrido en búsqueda de los chicos y los encontraron en zona del barrio Punta Taitalo. Estaban con otros mayores consumiendo estupefacientes, el de 11 años estaba fuera de sí, gritaba mucho. Estaba visiblemente intoxicado. No se podía mantener parado".

"Por lo que sabemos llegaron a esa casa porque el dueño es familiar de otro niño con el que se fugaron", indicó la mujer. A su vez, Gladis, remarcó: "estamos pidiendo la restitución de los chicos y pedimos que se investigue qué pasó, porque los chicos debían estar cuidados y no fue así".        

Siguen internados 

Respecto a la actual situación de los pequeños, Gladys contó: "están internados en el Hospital Pediátrico, el padre está con ellos, están bien, queremos que nos cuenten qué pasó todos estos días que no estuvieron en el hogar".

 

Queremos estar con nuestros hijos, estar tranquilos, ser felices y que se haga justicia

 

Si era evidente que uno de ellos (el mayor) había consumido estupefacientes, la mujer afirmó: "yo lo vi cuando estaba en el hospital y era notable los síntomas que tenía: divagaba, estaba perdido, no veía la realidad". Respecto de qué les dijeron las autoridades del hogar, Gladis puntualizó: "el hogar le llamó al padre para comunicarle que le habían encontrado, y el padre mismo fue quien los encontró". 

Sobre qué sucedió con la mamá biológica de los niños, la mujer relató: "los abandonó cuando eran chicos por eso la tutela la tenía el padre".