Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/35018
Conmoción en el barrio

Horror en Corrientes: El femicida era sereno en la Delegación Municipal del barrio Quintana

Aldo Guarí, el femicida que asesinó a puñaladas a su esposa en el barrio Fray José de la Quintana, trabajaba como sereno en la Delegación Municipal del lugar. Carlos Barrientos, titular de dicha repartición, habló con “La Dos” y aseveró que el asesino "cumplía funciones como sereno del lugar. Es muy cumplidor, y nunca fue violento. La familia vive a dos cuadras de la delegación.

 

 

Carlos Barrientos, comentó sobre Andrea Pianalto, que “es la señora del señor Guarí, tiene más de ocho años en la delegación, es el sereno, aparentemente la señora le trajo la comida, según sé”.

delegacion del quintana.jpg

Además, el encargado de la delegación, expresó que “lo único que puedo decir es que el hijo mayor vino a las 1 de la mañana, a levantarme porque estaba la Policía ahí, y cuando llegué a la delegación, me enteré de lo acontecido. Es un familia con varios chicos”.

 

Asimismo, de dónde está el domicilio de la familia, Barrientos, expuso que “viven a dos cuadras de la delegación, yo le veía siempre juntos, creo que en la escuela del Pirayuí tienen una cantina juntos”.

 

A su vez, si tiene antecedentes violentos el femicida, Guarí, el titular de la delegación del barrio manifestó que “jamás me enteré de nada, él era muy cumplidor, desde el año pasado ya estaba él trabajando acá”.

 

En ese mismo sentido, si tenía una orden de restricción con la pareja, Barrientos, dijo que “no, no hablamos de eso, inclusive uno de los hijos hace desmalezamiento y nunca me contó nada”.

 

En otro sentido, sobre a qué se dedicaba Inés Andrea Pianalto, el delegado mencionó que “según versiones de los vecinos tenían una pequeña cantina en la Escuela N° 969 del Pirayuí”.

 

Por otro lado, de cómo era Carlos Guarí, describió que “era un hombre tranquilo, nunca tuve queja de él, no era violento, trabajaba de noche”. Y señaló que “yo no entré en la delegación, porque había Policías, llamé a mi superior y él sí entró y me dijo que fue donde están todas las herramientas”.

 

Por último, Carlos Barrientos, delegado remarcó que “estamos muy tristes por lo acontecido esta madrugada, por lo que sucedió, es un día muy triste”.  Y destacó que “no podemos creer lo que pasó,  estamos sorprendidos, estamos destrozados por todo esto”.