Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/37253

La historia de Gabigol: Desde la favela a ser goleador de Flamengo y verdugo de River

Gabriel Barbosa Almeida, que había jugado un partido para el olvido, metió los dos goles del equipo carioca que se coronó campeón de la Copa Libertadores.

gabigol-festeja-su-segundo-gol___PTukxrTT_1256x620__1.jpg

 

Todos hablan de Gabigol ​ y más ahora que pasó a la historia en Lima como el héroe de Flamengo en Lima.

También habla Gabigol, quien pocas veces es dueño de sus silencios. “Yo siempre hablo, y no es de la boca para afuera. Yo quiero ganar, tengo mucha hambre de ganar. No soy de pensar en eso de ser goleador, obviamente si llega el gol mejor, pero lo que quiero es salir del campo vencedor y feliz”.

Su origen

Gabriel Barbosa Almeida es el protagonista de una historia bien brasileña. Nació en Sao Bernardo do Campo, San Pablo y fue criado en el barrio de Montanhao, una favela. “Nunca me faltó nada, pero vivía en un lugar peligroso. Pasaban algunas cosas difíciles. Pero a los ocho años pude ir a Santos y las cosas comenzaron a mejorar”, contó en una nota con el sitio Copalibertadores.com.

Y agregó: “Con mis amigos no pasó nada, pero había tiroteos. Creo que asustaba más a mis padres. Yo era muy chico, pero me quedaba tranquilo. No tenía mucho que hacer. La gente corría para abajo de los sillones, de la mesa (se ríe), como si fuese a ayudar en alguna cosa. Pero yo estaba tranquilo”.

Fue el Santos de Pelé y Neymar el que lo sacó de ese ambiente. El club le hizo un contrato a los 16 años con una cláusula de rescisión de 50 millones de euros. En las divisiones menores convirtió más de 600 goles y en 2016, luego de ganar la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Río junto a Neymar y Gabriel Jesús, fue transferido al Inter ​de Italia en 25 millones de euros.

De Neymar no sólo comparte el club de origen. Son familia. También está en pareja con Daniela, la hermana del crack del PSG, con quien mantiene una explosiva relación. Pero el no se conforma con ser el cuñado de Neymar. El es Gabigol.

Agora é com alma, atitude e coração! Já falta menos de 24 horas pra vivermos o maior sonho do futebol sul-americano! 🙏🏾❤️🖤#VamosFlamengo#GloriaEterna#JogaremosJuntos#Libertadores#Lima2019pic.twitter.com/wUnXXSXYzh— Gabriel Barbosa (@gabigol) November 22, 2019

Al llegar a Milán le dieron la camiseta número 96, el año de su nacimiento, pero los goles no se replicaron en Europa. Al poco tiempo empezó la seguidilla de préstamos. En 2017 fue un año al Benfica de Portugal, donde jugó apenas 165 minutos y metió solo un gol. En 2018 volvió a Santos. En enero de 2019 llegó a Flamengo​, su lugar en el mundo.

“Cada vez que fui a jugar al Maracaná miraba la hinchada y veía que era diferente. Siempre dejé bien en claro que tenía la voluntad de algún día jugar en Flamengo. Es una hinchada inmensa, todos los partidos están llenos y eso te hace querer más, querer dejar a esas personas felices. Ellos te apoyan y piden más, obviamente. Estoy muy feliz por el cariño de ellos. Ha sido muy bueno venir aquí y espero que salgan muchos goles para celebrar junto a la gente”.

EJ0Bo-YXsAAYixu.jpg

Pero el préstamo finaliza a fin de este año y las conversaciones ya empezaron: Inter no se muestra demasiado interesado en tenerlo y para Flamengo es una prioridad. Los que conocen al delantero aseguran que sólo volvería a Europa si existe una oferta imposible de rechazar no solo en lo económico. Parece que la oferta llegará pronto.

Mirá tambiénLa historia de Flamengo, el rival de River en la final de la Copa Libertadores

Tiene 23 años, mide 1,76 y pesa 68 kilos. De lejos tiene un aire al Kun Agüero, con el pelo teñido y la barba. De cerca, también: se lo ve sonriente y divertido con sus compañeros a bordo de sus botines Nike ​celestes. Antes de la final, habló de River. “Es un equipo muy fuerte. Tiene mucha experiencia. Es el vigente campeón de la Libertadores y está acostumbrado a llegar a la final. Será un rival muy complicado, realmente duro y tenemos que respetarlo. Sabemos que siempre es difícil jugar contra los argentinos, especialmente en finales. Pero mejoraremos nuestro estilo con toque rápido y velocidad en la circulación. Será un partido para la historia”. No se equivocó. Él es historia.

Eso seguro, y muchas cámaras estarán enfocando a Gabigol, el hombre que cambió la historia en Lima.

Fuente: Clarín   

Temas Relacionados

Flamengo Copa Libertadores Gabigol