Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/51533

Martín Barrionuevo: "Coronavirus y cuarentena, una mirada federal"

"Es excelente la decisión de separar claramente la situación del AMBA y del resto de la Argentina", aseguró el senador provincial. En sus provincias, los gobernadores interpretarán sus realidades para los niveles de flexibilización que implementarán. Todos los detalles en la nota.

En todos estos días, se venía marcando que tan distintas eran las situaciones en el AMBA y el Interior del País en el avance del Coronavirus. En los distritos del interior, el promedio de la “famosa” curva de duplicación es mayor a 40 días, mientras que en el AMBA es de 16/17.

En la última semana, más del 80% de los casos se concentraron en Capital Federal y el Gran Buenos Aires. La decisión del Presidente Alberto Fernandez de diferenciar las medidas es a todas luces la correcta e implica fundamentalmente poner en cabeza de los gobernadores el diseño de la flexibilización de la cuarentena, que en la fase 4, no podrá superar el 75% de movilidad de las personas.

111111111.jpg

La Cuarentena sigue pero en distintas modalidades

También existen diferencias hacia el interior del país, la situación del Chaco, el brote en Misiones, la dinámica de Río Negro, atender especialmente a los grandes conglomerados del Gran Córdoba y Gran Rosario, son algunas de las cosas que deberán resolver los gobernadores articulando con el Jefe de Gabinete, con un claro sentido federal.

La situación del AMBA

En primer lugar, dejar en claro que el interior bonaerense, es muy similar al interior del país en términos estadísticos. Allí el Gobernador de Buenos Aires seguramente tomará también medidas diferenciadas. El AMBA, al ser un solo aglomerado urbano, debe ser tratado como tal y la articulación del Presidente, el Jefe de Gobierno y el Gobernador resulta clave.

2.jpg

Esta semana, fue CABA la que aportó la mayor cantidad de casos, fundamentalmente con el brote en los barrios vulnerables y en geriátricos. Estos explicaron el 65% de los nuevos contagios en la Ciudad de Buenos Aires. Poner el foco en controlarlo, parece prioritario, con curvas de duplicación de 3 a 4 días. Podría ser de altísimo riesgo no lograr detenerlo.

Se vienen tiempos de más trabajo, de mayor cuidado, ya no tanto a cargo del Estado sino individual y familiarmente. Que esta cuarentena además de achatar la curva y salvar miles de vidas, haya servido para adquirir los hábitos de cuidado tan necesarios para enfrentar al virus.