Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/56566
Santa Fe

Vicentin: amplían denuncia por maniobras de vaciamiento


Una offshore de agro comodities y donaciones sospechosas en torno a la causa de Vicentin, en la mira de la Justicia de Santa Fe.

vicentin.jpg

Por: Vanesa Petrillo


La empresa Vicentin sigue acumulando denuncias por posible fraude. Ahora la Justicia de Santa Fe puso el ojo en una empresa denominada Nacadié, una offshore constituida en la República Oriental del Uruguay y cuyo único accionista es una sociedad panameña llamada Swaas Internacional Corporation, inscrita en el Registro Público de la República de Panamá bajo el número 189489.
 
Nacadié, junto a otra empresa uruguaya son las accionistas de Friar S.A, una de las empresas de Vicentin. La actividad principal de Nacadié, según sus propios dichos contenidos en sus estados contables, es “realizar operaciones offshore sobre agro comodities”.

La empresa se crea en 2007 y en 2017 se decide inscribirla en Argentina, y su domicilio es el mismo de una de las sedes de Friar S.A. Además, su representante tiene también el mismo domicilio que Friar S.A.

Los nuevos datos surgen de una presentación de la Inspección General de Justicia de Santa Fe, firmada por María Verónica Stratta ante el juez de Reconquista a cargo del concurso preventivo, Fabián Lorenzini, a quien el organismo le cuestiona el dictado de la medida cautelar por la que repuso a los directivos de la empresa Vicentin como administradores.

Fuentes de la Justicia indicaron que se sospecha que a través de Nacadié se podrían haber canalizado posibles maniobras de vaciamiento. En ese sentido, la IGJ de Santa Fe pretende impugnar la decisión de Lorenzini y que se vuelva a aceptar a los interventores designados por el Poder Ejecutivo. Por ello aportó nuevas pruebas para fundamentar porqué deben ser desplazados los directivos de la cerealera.

“Las acciones de Friar son de titularidad de la uruguayo-panameña Nacadié y de la uruguaya VFG casi por mitades, completadas con una ínfima titularidad formal de Vicentin S.A. y una aparente titularidad real total”, dice la presentación.

Según la IGJ de Santa Fe, en una de las notas de los estados contables a 2018 de Vicentin S.A.I.C. “puede verse que la hoy concursada avala créditos para capital de trabajo de Friar S.A., lo que -además de estar fuera de su objeto social- resulta incompatible con una participación del 0,49% como la declarada”.

A estas maniobras se suma que poco antes de solicitar la apertura del concurso de acreedores, una de las accionistas, Bettina Eliana Padoan hizo en enero de 2020 varias donaciones de inmuebles a sus hijos, que fueron advertidos como sospechosos por la IGJ. La apertura del concurso fue solicitada en febrero.

En la presentación, la IGJ de Santa Fe cita la Escritura pública pasada en Avellaneda el 10 de enero de 2020 por ante la Escribana Mónica Lorena Ponticelli, mediante la cual dona con reserva de usufructo a sus hijos (algunos menores de edad) un inmueble en la ciudad de Avellaneda.

Otra escritura de igual fecha -número 6- y ante la misma Escribana, mediante la cual se dona, también a los hijos y con reserva de usufructo, tres inmuebles más. Se cita una Escritura 7 de igual fecha y ante la misma Escribana, en la que surge la donación a sus hijos con la misma reserva otro bien inmueble. Todos los certificados, que también constan en el anexo, habían sido ingresados el 18 de diciembre de 2019, cuando la empresa públicamente ya anunciaba su “estrés financiero”.

“Esta información resulta relevante, teniendo en cuenta que -de conformidad con lo dispuesto en la ley general de sociedades- los directores deben garantizar a la sociedad su desempeño”, advirtió Stratta de la IGJ de Santa Fe.

Las posibles maniobras de fraude son investigadas por la fiscalía penal de Santa Fe, mientras que en un juzgado federal de CABA está la causa por las irregularidades en los créditos otorgados por el Banco Nación durante la administración macrista.

En tanto, el gobierno nacional pidió que el fuero contencioso administrativo federal de CABA, sea el que resuelva sobre la validez de la intervención.

Uno de los interventores, Luciano Zarich, en una nueva presentación, cuestionó duramente al juez Fabián Lorernzini por haber repuesto a los directivos al frente de Vicentin, señalando el “riesgo” que ello implica y “la gravedad de la situación que se avecina respecto de los acreedores, los trabajadores, sus familias y productores regionales”.

“Situación que a la luz del desempeño gerencial desplegado hasta la fecha por el Directorio de la firma, no puede vislumbrase más que sombrío, con un peligro cierto de que el proceso concursal devenga en una inexorable quiebra con las consecuencias que ello conlleva para los objetivos del Estado”, sostuvo Zarich

 

Fuente: Minutouno.com.ar