Corrientes 23 °C
Min. 14 °CMax. 25 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/57043
Diálogo exclusivo con La DOS

“Los comentarios en redes duelen”: La historia de la familia correntina que superó al coronavirus

Guadalupe es una joven correntina saladeña que hoy, después de 15 días, obtuvo el alta del Hospital Llano. La joven que contagió a 5 integrantes de su familia, fue víctima de constantes ataques discriminativos en redes sociales. En  diálogo  exclusivo con La Dos y a tres días de cumplir 20 años, contó que su deseo es que le den el alta a su tío, un adolescente de 13 años que es el único familiar que continúa infectado, aunque, en buen estado de salud.

Estoy feliz porque estoy con mi familia”, exclamó emocionada Guadalupe que estuvo internada desde el pasado 24 de junio y confesó: “Siempre estuve bien, solo me angustiaba estar sola y mi familia siempre me dijo que iba a salir pronto mediante las video llamadas”.

 

Tuve un ataque de nervios por los audios y los mensajes que se viralizaban, no podía dormir, ni tampoco respirar 

 

Agradezco a la gente de mi pueblo y alrededores que estuvo conmigo, me ayudaron mucho con sus mensajes de aliento”, expresó la joven. Además, señaló que en el proceso de la enfermedad “tuve un ataque de nervios por los audios y los mensajes que se viralizaban, no podía dormir, ni tampoco respirar y me trasladaron al Hospital Llano”. “Los antibióticos y antivirales me ayudaron bastante”, sostuvo Guadalupe en diálogo exclusivo con La DOS.

LEÉ MÁS: Emotivo vídeo: así despedían a la joven saladeña que le ganó al coronavirus 

Me sentía súper culpable por contagiar a mi familia”, explicó  Guadalupe y reconoció: “Me contagié en un cumpleaños, nadie sabía que esa persona tenía COVID-19, ni siquiera él, se enteró una semana después”. En este sentido, la joven saladeña, señaló: “Estaba en una cena con amigos y me llamó mi mamá preguntándome si tuve contacto con esta persona, tuve que aislarme, mi familia pidió el test y se inició el protocolo”. 

“Ninguno de mis amigos tuvo problemas, solo mi familia, contagié a mi mamá de 36, mi abuela de 54, a mi hermana de 7, a mi hermano de 9 y a mi tío de 13 años que es el hermano de mi mamá y continúa infectado”, manifestó la joven y agregó: “La enfermedad le trata bien a mi tío”. Guadalupe que vive en inmediaciones de la casa de su abuela que vive con sus tíos y forma parte de una familia compuesta por su mamá, su papá y cinco hermanos, reconoció que mediante las redes sintió que “le gente hacia peor que la enfermedad” y ratificó: ”Los comentarios en las redes duelen” 

 

Nadie está exento y yo no tengo la culpa de nada

 

 “Nadie está exento y yo no tengo la culpa de nada”, recordó la joven mencionando las palabras de la familia y destacó: “Mi familia nunca creyó que haya sido la culpable, siempre me dijeron que es una situación que puede pasar y agradezco a la gente que nos ayudó y lo sigue haciendo”. 

Palabra de la madre 

La situación inicial fue fea, la gente en vez de ayudar, nos tiraba para abajo”, declaró la madre de Guadalupe y afirmó: “El 18 de junio nos hisoparon, los test nos realizaron porque mi hermana se sentía mal, a mi hija le había dado dos veces negativo y ya nos habíamos aislado”. "El Ministerio de Salud hisopó a las siete personas más grandes de la familia y dimos positivo, mi mamá, yo y Guada”, describió y continúo relatando la situación: "A los días hisoparon a los niños y nos comunicaron que dos de mis hijos dieron positivo y el último fue mi hermano que aún esperamos que le den el alta".

 

La mejor respuesta al virus es la tranquilidad 

 

LEÉ MÁS: Ascienden a 1.720 los fallecidos y a 90.693 los contagiados desde el inicio de la pandemia  

“La mejor respuesta al virus es la tranquilidad y no tengo ningún reencor con la gente que dialogó, mi hija es paciente de riesgo por problemas de corazón y hoy está bien, en unos días le dan el alta a mi hermano y estamos agradecidos con el personal del hospital Llano y del hospital de Saladas", comentó la madre de Guadalupe y recordó: "En el momento que nos informaron los primeros casos positivos de la familia, nos largamos a llorar".

“Nos dolió en el alma los audios que se viralizaron, desde el primer momento la apoyé a mi hija", indicó la madre de la familia y aseveró: "Nuestros vecinos nos dieron la mano, nos apoyaron y se disponían a que le llamemos por cualquier problema porque no sabíamos como iban a reaccionar las personas".  "Gracias a Dios aparte de la gente que habló mal, hubo gente que nos trajo cosas y ayudó y el intendente nos puso una guardia policial", puntualizó.

Denuncia  sin sentido

 

Nos dimos cuenta que hay gente mala

 

"La gente me denunció que andaba por el centro, nos dimos cuenta que hay gente mala y la Policía vino a buscarme y tuve que salir a mostrarme, la gente dijo muchas cosas y nosotros desde el primer momento, llamamos al intendente para informar y Guadalupe detalló todos los contactos que tuvo en la semana y nunca nos escondimos, nunca quisimos que otra familia pase la situación que pasamos", concluyó.

Entrevistas: Freddy Acuña