Corrientes 16 °C
Min. 14 °CMax. 28 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/65267
Rating

MasterChef Celebrity vs. Cantando 2020: una batalla desigual

Nadie tiene la bola de cristal sobre cómo continuará el rating a futuro, pero el apabullante debut del reality de cocina se sostiene en recursos que no hay forma de que sean equiparados del otro lado.

A veces no hay sorpresas en la televisión argentina. De un tiempo a esta parte se sabía que para la primera edición argentina del formato MasterChef Celebrity, Telefe iba a poner toda la carne al asador. Es decir, un número de recursos que hace tiempo no se ve en un programa producido en Argentina. Ya sea por la abundancia de este lado o por la escasez de los mismos que caracteriza a la mayoría de la televisión argentina en los últimos años,, los debuts a veces pueden ser un poco engañosos en materia de audiencia y habrá que esperar el correr de las competencias frente a frente para ver en qué números se estabilizan ambos ciclos. Lo que es indisimulable y notorio es la diferencia de recursos con la que se afrontará esta “batalla televisiva”.

Empecemos por la parte netamente humana. En la previa, hubo algún que otro comentario sobre que, a excepción de Claudia Villafañe, el listado de famosos del ciclo que conduce Santiago del Moro era de mediana categoría. Por lo menos en la comparativa el staff del Cantando, esta hipótesis carece de sustento.

Profundizaremos con ejemplos. Este lunes en el Cantando hicieron una adaptación del ciclo musical “Las Elegidas” versión cumbia con Karina la Princesita, Gladys la Bomba Tucumana, Ángela Leiva y Rocío Quiroz. Con la excepción de Karina, de carrera comprobada y más que exitosa, entre las otras tres solo encontramos un solo hit de fácil reconocimiento para el oído de cualquier argentino: “La pollera amarilla”, cuyo estreno fue hace 28 años y su autora nunca pudo reemplazar por algún éxito más reciente. En contrapartida, MasterChef cuenta con Patricia Sosa, el Polaco y Mono Fabio, el histórico cantante de Kapanga, como tres de sus 16 participantes. De igual o mayor popularidad que sus pares del Cantando, en el reality de cocina no se requiere que sean más que piezas del engranaje con las que Del Moro y los chefs que hacen las veces de jurado puedan activar cuando lo consideren conveniente para la historia del programa. Si este lunes le tocó el turno al Mono, en cualquiera de estas noches los focos podrían estar en alguno de los otros.

La cuestión escenográfica tampoco es menor. En el caso del Cantando, no vemos más que una adaptación de la escenografía de los últimos años del Bailando que responde al cambio de formato y los protocolos que exige la pandemia de coronavirus. Del otro lado, si bien ya se habían hecho ediciones de MasterChef en Argentina con participantes no famosos, es notorio el trabajo en los detalles para llevar este ciclo a otro nivel. El “mercado” donde las celebrities buscan la materia prima para cada receta poco tiene que envidiarles a los mejores mercados europeos.

Así las cosas, incierto es el camino que desendará de ahora en más cada ciclo. Pero las cartas están echadas y la baraja favorece claramente a un lado.

Temas en esta nota

Master ChefCantando