Corrientes 12 °C
Min. 11 °CMax. 23 °C
 
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.radiodos.com.ar/a/94974
Redes

La inesperada defensa de la correntina Virginia Gallardo a Rocío Marengo

La participante de “La Academia” expuso su crisis de pareja con el empresario y el vínculo podría terminar de la peor manera. 

Rocío Marengo se quebró al hablar de lo desilusionada que está de Eduardo Fort, su pareja desde hace ocho años. Sacó los trapitos al sol en La Academia y recibió el apoyo de Marcelo Tinelli y todos los integrantes del jurado. En las redes no se quedaron atrás y hasta Virginia Gallardo se metió en el escándalo.

A pesar de las diferencias y cruces que tuvieron en las últimas semanas por la serie de Ricardo Fort, la correntina apoyó a la participante de ShowMatch y reveló el consejo que le dio años atrás.

“Te abrazo”, le escribió en Twitter. Luego, agregó: “¿Saben cuál es la diferencia? Mientras ella me decía gato, me amenazaba con mostrar resúmenes, se hacía la cocorita gastando su dinero y respondiéndome ‘la que puede, puede’... ¿yo qué le dije? ¡Salí de ahí! ¡Sororidad mujeres! Y a no escupir para arriba”.

Subiendo el tono de voz, agregó: “Ocho años que estoy al lado de él, bancando a la ex que me salió a putear por todos lados, a tratarme de prostituta. Soy su mujer hace ocho años y no es capaz de venir a bancarme. ¿Le da vergüenza? Me mintió, me dijo que porque no tenía la vacuna no iba a venir, se fue a los Estados Unidos un mes a rascarse las pelotas, a ponerse la vacuna y no es capaz de venir”.

Marengo reconoció que cree no merecer semejante destrato. Si bien está feliz por la relación que tiene con los hijos de Eduardo, no se siente satisfecha con el vínculo amoroso por algunas rispideces y por eso no dudó en dejarle un mensaje directo: “Ocho años te banqué. Estoy hasta acá de todo, de tus tiempos, de tus bolas pesadas... No lo merezco. Es un hombre que después de ocho años no se la banca por mí y yo me banqué todas. Él por mensaje feliz y enamorado, pero no es eso: le pedí que por favor esté parado acá... ¿No querés venir? Chau, flaco”.